Entradas

Mostrando entradas de enero, 2015

A través del cristal

por Javier Debarnot
Cuando bajan el interruptor de la luz principal, se hace la oscuridad y yo ensayo una mueca que nadie ve para darle una cálida bienvenida a la negrura, y que consiste en sacar la lengua en un movimiento eléctrico y repentino. Para mí -y supongo que para la mayoría de mis compañeros y compañeras de celda- empieza el mejor momento de la jornada que casi siempre es la noche.
Todos volvemos a ser naturales, olvidamos la parte del show que a cada uno le toca y, por fin después de larguísimas horas, nos relajamos para vivir la vida de la forma en que merecemos vivirla, sin miles de miradas molestas que a fuerza de repeticiones pareciera que nos van perforando la piel poco a poco, lenta pero cansinamente. ¿A quién le gusta ser observado por un gigantesco enjambre de ojos? Que yo sepa, ninguno de nosotros llenó una planilla para entrar en una especie de Gran Hermano.
Es en estas horas, que por desgracia pasan rápido, cuando le doy mil vueltas a las cosas mientras otros de…

Con-fusiones peligrosas

por Javier Debarnot
Lo que para cien delegados iba a significar una semana “mitad trabajo-mitad juerga” en Málaga, para mí –el pringado de turno- serían varias horas trabajando en casa al servicio de la diversión ajena. Pero nunca hubiera podido imaginar que un simple juego de fusiones iba a transformarse en una locura inexplicable.
La idea era, una vez recibidas por correo electrónico las fotos de esas cien personas, mezclar sus caras creando cincuenta personajes fusionados. Todo por obra y gracia de una simple y creativa aplicación del iPad que yo había aprendido a manejar en tiempo récord, desde el despacho de mi hogar, mientras mis hijos me reclamaban atención en sus vacaciones de invierno que también se suponía que eran las mías.
A la hora en que me dispuse a hacer la primera transformación, el epicentro de la acción estaba a cientos de kilómetros de mi casa, en Málaga, hacia donde llegaban desde distintos puntos de España los cien protagonistas del evento. Se trataba de la red …