Entradas

Mostrando entradas de julio, 2015

¿Y trascartón, qué?

por Javier Debarnot
El día que se empezaron a poner contenedores de distintos colores para separar papeles, plásticos y vidrios, Josep sonrió. “Por fin este puto gobierno hace algo”, pensaba mientras, de cara a un puesto de reciclaje azul, sacaba una pila de cartones para transformarlos en su colchón por unos días.
Mi hermano me habló por primera vez de él hace algunos meses. Lo había conocido por casualidad, una noche que visitó “la casa de Josep”, un humilde cubículo de dos por uno y medio, con el suelo un poco sucio pero el interior lleno de dinero. En nuestra jerga, solemos decirle cajero automático, y debemos sentirnos más que afortunados de poder pasar por uno de ellos eventualmente, y no tener que usarlo para dormir cuando el frío amenaza con meterse en los huesos.
Para Josep, pasar la noche a la intemperie en primavera o verano era casi un regalo. “En mi techo sólo tengo estrellas y no me llega la factura de la luz”, solía decirle a cualquiera mientras le relataba sus mil his…

La decisión de Julio

por Javier Debarnot

Jueves, 9:53 PM

El movimiento mecánico de la fregona ya era para Julio una suerte de paso de ballet, como una coreografía elegante y pausada que venía repitiendo desde hacía seis horas, habiendo empezado por la cuarta planta y a punto de acabar el último piso del edificio. Derecha, izquierda, doce veces así, y a sumergir otra vez el palo con peluca en el cubo de agua.
Julio tenía un cansancio de esos que te obligan a seguir manteniéndote activo, consciente de que en caso de frenar se puede sufrir un desmayo instantáneo. Y él no quería padecerlo faltando apenas siete minutos para acabar su jornada laboral, una más de esas “limpias e impolutas”. Una más al cabo de los últimos veinticuatro años.
Unos pasos de baile más y en su cabeza escuchó un “chan, chan”, como el cierre de un tango. Se pasó la mano por la frente secándose algunas gotas de sudor, preguntándose cuántas le habrían brotado en toda su trayectoria como empleado de limpieza de la empresa, y como Julio se…